La primera derrota de San Lorenzo en el certamen (llevaba 11 triunfos al hilo), hizo creer un poco más a Regatas. Pero los correntinos no pudieron dejar atrás la caída en Formosa ante La Unión y sufrieron un nuevo revés en La Bombonerita, ante un Boca que luchó y luchó, corriendo desde atrás.

Fue 92-85 para los dirigidos por Guillermo Narvarte porque administraron mejor la bola, fueron directos a la hora de atacar y resultaron una fieras en defensa. En cambio, Regatas no aprovechó el momento en el que le tocó estar al frente y lo pagó caro.

El Remero se apoyó en un buen juego colectivo, repartió el goleo, y le sumó un 7-15 en triples en el primer tiempo para encaminar lo que parecía una victoria segura, pero... El Xeneize nunca se rindió a pesar de irse diez abajo al entretiempo (46-36) y levantó su nivel para darlo vuelta en la segunda mitad, sobre todo con un último cuarto genial (lo terminó ganando 34-24).

Boca apostó a una buena racha de Jasiel Rivero y Matías Sandes (terminaron con 25 y 21 puntos, respectivamente), y sacó rédito del momento en el que el juego se calentó. Lucas Victoriano fue expulsado por protestar una jugada y, dos minutos después, fue descalificado Paolo Quinteros, también por quejarse ante los árbitros. El local metió un sprint furioso y lo ganó.

Planilla oficial del juego

Nota: Diego Bever - Olé

Foto: La Liga Contenidos