La Selección Argentina recibirá al seleccionado de Estados Unidos en el Superdomo de La Rioja esta noche a partir de las 21:30 hs. con televisación de TyC Sports y DirecTV en un partido cuyo ganador se quedará con la cima de las posiciones. Argentina jugará sus dos enfrentamientos como local, luego enfrentará a México el domingo 2 de diciembre. En tanto el equipo norteamericano finalizará su participación en esta etapa de las ventanas eliminatorias con Uruguay en Montevideo.

También por el Grupo E, Uruguay (registro de 5 victorias y 3 derrotas) recibirá en Montevideo a Puerto Rico (5-3), mientras que México (3-5) visitará a Panamá (3-5) en el Arena Roberto Durán.

El equipo conducido por Sergio Hernández llega a estos enfrentamientos como el líder del Grupo E, junto a Estados Unidos, con una marca de siete triunfos y apenas una derrota y con un plantel diferente al de su última presentación ante Puerto Rico y México, sin varios de los jugadores que juegan en Europa, y con pocos días de concentración, pero muy cerca de lograr el objetivo que comenzó hace un año y que hoy está tan cerca de convertirse en realidad. 7 victorias, 96 a 63 y 83 a 61 ante Paraguay, 68 a 69 y 87 a 62 ante Panamá, 102 a 58 a Uruguay, 78 a 74 a México y 106 a 84 ante Puerto Rico. La única caída fue 88-83 con Uruguay en Olavarría y a partir de allí cuatro de las cinco victorias que logró el equipo fueron por una diferencia media de 28,2 puntos.

Será un duelo de suma importancia no solo porque se enfrentarán los líderes del grupo si no porque con una victoria en esta etapa, se asegurarán el gran objetivo de la clasificación a la Copa del Mundo en China el próximo año.

La última vez que se enfrentaron fue en la final de la AmeriCup 2017. El seleccionado argentino no contó con Luis Scola, quien sufrió una lesión, y cayó 81-76 en el Estadio Orfeo de Córdoba. En este encuentro el máximo anotador fue Nicolás Brussino con 26 puntos, 6 rebotes y 6 asistencias.

En estas ventanas, Argentina es el segundo equipo en anotaciones en los Clasificatorios, detrás de Canadá, con una media de 87,9 tantos por encuentro. Además, está 3° en asistencias (20,4), 8° en rebotes (39,9), 2° en robos (9,4), 2º en porcentaje de tiros libres (71,8%) 2° en porcentaje de dobles (57%) y 4° en porcentaje de triples (36%).

En tanto Estados Unidos está tercero en la tabla general con 87,3 puntos por partido, 1º en rebotes (45,5), 1º en porcentaje de triples (41%), 6º en porcentajes de tiro libre (70,5%), 4º en asistencias (19,6) y 9º en robos (6,8).

El escenario será el Superdomo, con capacidad para 11.000 personas y que puede llegae a 13.000, que fue la sede que albergó a los argentinos en el debut de la Selección en las Eliminatorias, ya hace un año el pasado 24 de noviembre de 2017, contra Paraguay y con triunfo 96 a 63.

El Presidente de la Confederación Argentina de Básquetbol (CABB) Federico Susbielles se refirió al estadio que albergará al Seleccionado por segunda vez: “Hace un año que estamos maravillados con este estadio y su infraestructura; y el esfuerzo que hizo la provincia para albergarnos con la calidez en un estadio absolutamente completo”.

“Nos parece un acto de estricta justicia venir a terminar el camino de eliminatorias en el lugar que comenzamos, en la provincia que confió en la Selección y que sé que va generar un marco increíble para ir a buscar esas dos victorias que nos puede poner en el mundial de China, si todo sale como lo esperamos y soñamos», expresó el dirigente.

Por su parte, el equipo norteamericano, liderado por Jeff Van Gundy, llega a esta etapa con una sorpresa en su plantel, es que vuelve el jugador más experimentado de Estados Unidos, Reggie Hearn, que fue un jugador clave en el equipo estadounidense que logró el oro en el Torneo FIBA AmeriCup 2017 y ha jugado en 5 de las 4 etapas clasificatorias que se han disputado hasta el momento.

«Se podría decir que yo soy el niño símbolo de este equipo; venir y participar de estos juegos clasificatorios y de la AmeriCup es algo que me ha ayudado a catapultar mi propia carrera”, expresó Reggie Hearn en declaraciones para FIBA.

Así mismo, el entrenador norteamericano, Van Gundy, afirmó en la última conferencia de prensa luego del triunfo ante Panamá: “Creo que nuestra fortaleza es nuestra profundidad. Otra vez, hemos hecho esto a lo largo de los clasificatorios. Ponemos a jugar de 10 a 11 canasteros, entre 10 a 20 minutos. Tratamos de sacar ventaja de nuestra profundidad”.

El equipo se entrena en el estadio de los Houston Rockets de la NBA y llega a esta etapa con Joel Berry II, DeAndre Liggins, Richard Solomon, Reggie Hearn, Eric Moreland, Jarnell Stokes, Scotty Hopson, Chasson Randle, Travis Trice, John Jenkins, Cameron Reynolds y Tyler Zeller.

Ocho de los jugadores tienen experiencia en la temporada regular de la NBA, incluido el veterano, Tyler Zeller y once de los jugadores tienen pasado en la NBA G League, mientras que nueve están jugando en la liga menor oficial de la NBA en la actualidad y tres son agentes libres.

El base de los Sacramento King, Frank Mason, que no estará en estos partidos, es el líder del equipo promediando 18.0 puntos por partido.

En el equipo conducido por Sergio Hernández, la sorpresa fue el regreso del escolta Paolo Quinteros, quien vuelve a vestir la camiseta de la Selección Argentina por primera vez desde el 2011 en el Torneo FIBA AmeriCup 2011 en Mar del Plata logrando la Medalla de Oro.

“Fue toda una sorpresa haber recibido la convocatoria, cuando me enteré que estaba entre los 12 no lo podía creer. Sé del compromiso y desafío del equipo y estoy muy contento por ser parte después de tanto tiempo. Después de haber quedado afuera de los Juegos Olímpicos de Londres, las ganas siempre estaban y me fijaba siempre si estaba citado. La esperanza siempre estuvo, pero entendí que la Selección tenía que hacer un cambio y darle oportunidades a los más jóvenes. Esto es un premio al sacrificio que uno hace en la temporada”, dijo en 3X3 Radio, Paolo Quinteros.

“La Selección Argentina, de acuerdo a los momentos, busca experiencia o proyectos… Paolo Quinteros, más allá de su edad, está en un estado impecable, y teniendo en cuenta que generalmente en la selección el número de minutos en cancha es menor, sumado a la responsabilidad del momento, para él significa una zona de confort. La experiencia de Paolo va a ser muy importante. Llega en plena forma física y tendrá un rol de pocos minutos que lo favorece. Él vive de eso hace 20 años, está acostumbrado a ser el jugador franquicia”, expresó en la previa el entrenador Sergio Hernández.

«Me ilusiona mucho este equipo y la posibilidad de dirigirlo en un Mundial. Ojalá podamos concretar la clasificación porque además es la única chance que tenemos de llegar a Tokio 2020. Me da mas ilusión el éxito, que miedo el fracaso. Siempre pensé igual”, agregó el coach.

En el primer día de concentración con el plantel completo en el Hotel de Boca Juniors en Buenos Aires y antes de viajar a La Rioja, se conoció la noticia de que el alero Marcos Mata sufrió una fractura en la segunda falange del dedo meñique de la mano derecha y que no podría ser parte de la delegación que viajaba para afrontar los próximos partidos, por eso Hernández decidió que el reemplazo sea el del alero de 30 años y 2,03 metros que juega en Quimsa, Federico Aguerre. Registra 55 puntos en nueve partidos oficiales con la Selección, fue parte del Torneo Sudamericano 2010, Juegos Panamericanos 2015 y del Torneo Sudamericano de 2016. “Estoy camino a La Rioja y lamento mucho la lesión de Marcos. Fue un llamado inesperado que me puso muy contento”, expresó Aguerre en UCU Radio. “Me enteré de la lesión a las 9 de la noche y a las 11 me llegó el llamado de la Selección. Trataré de aportar lo que sea, me toque en el rol que me toque, voy a estar disponible para la selección, que es lo primero siempre. Estoy disponible para hacer el trabajo que me toque”.

Así el equipo que lidera el capitán, Luis Scola (Shanghai Sharks, Superliga China), promediando 16.9 puntos por encuentro (7 presentaciones) que lo pone en el 7° lugar de la competencia y 7.9 rebotes por partido, contará con Nicolás Laprovittola (Joventut, ESP), Lucas Faggiano (San Martín, ARG), Lucio Redivo (Breogán, ESP), Federico Aguerre (Quimsa, ARG), Máximo Fjellerup (San Lorenzo, ARG), Nicolás Brussino (Tenerife, ESP), Paolo Quinteros (Regatas Corrientes, ARG), Franco Giorgetti (Gimnasia CR. ARG), Javier Saiz (Regatas, ARG), Marcos Delía (Murcia, ESP) y Roberto Acuña (Quimsa, ARG).

Fotos: FIBA

Artículo anterior«Hoy tenemos una gran oportunidad»
Artículo siguienteCon el debut de Magnano, Uruguay venció a Puerto Rico y sueña con el Mundial