Jamaal Levy, jugador de la Selección de Panamá, que se encuentra en Bahía Blanca, esperando el reinicio de La Liga Nacional de Argentina para ver dónde continuará su carrera deportiva, pasó por los micrófonos de Latinoamérica Podcats (todos los jueves a las 14hs. por UcU Web) en el ciclo de entrevistas realizadas por Santiago Ortega, para hablar sobre su presente y también se refirió a todo lo sucedido durante el último tiempo. Además, el panameño contó todo sobre su nuevo emprendimiento familiar. La NBA, el Dow Center de Bahía Blanca, el baloncesto de Panamá y mucho más. Reviví la nota completa:

«Por diferentes situaciones, estoy radicado en Bahía Blanca hace 3/4 años. Es una ciudad a la cual le tomé mucho cariño, fue a la primera ciudad, fuera de Panamá, a la que vine a jugar. Usualmente soy optimista pero esto hay que llevarlo día a día. Retrocedimos de fase, y los casos aumentaron y estamos en fase 3″.

«Con Bahía Basket no hay contrato y estoy entrenado en un gimnasio. No sé sabe cuándo arrancaría La Liga y está todo en el aireEstaría bueno continuar en Bahía Basketpero hay ciertas cosas que no las veo hoy. Ojalá haya Liga Nacional, ya necesito el básquet para mi vida. Extraño todo. Traté de quedarme conectado al básquet, retomé con algunas clases, tuve entrenamientos virtuales con Bahía Basket y eo me ayudó bastante. Yo me siento bien físicamente, sin lesiones y bien de la cabeza. Lo primordial era la salud y mi familia está bien».

«Ahora tenemos un emprendimiento familiar, soy empresario textilMe encargo de la parte administrativa y económica, hago entregas, pedidos y hablo con proveedores. Ahora no hay que parar y hay que reinventarse».

«Me encanta ver el básquet de la NBA y analizarlo. Les salen todas a ellos. La etapa por Wake Forest fue buenísima, es otro mundo diferente. Todo el empuje del deporte en Estados Unidos, es otra cosa. El básquet allá es un poco diferente al de acá, al menos cuando yo jugaba me sorprendía lo atléticos que eran».

«Caio Pacheco, ha ido creciendo a pasos agigantados. A todos los chicos, el hecho de la infraestructura del Dow Center de Bahía les permitió ir hacia adelante en los físico y en lo mental. El proyecto de Pepe Sánchez no es común y hay que sacarse el sombrero«.
«No caímos con Bahía Basket por lo de la Liga de las Americas 2017. Lo disfrutamos y pensamos que podíamos ganar, pero sin presiones. Gozamos cada partido, había una química tremenda en el grupo. Fueron años muy buenos». 
«En Panamá siempre todo es difícil. A veces no tenemos apoyo y déficit de infraestructura y hay que acomodarse. Con Jair Peralta (presidente de FEPABA) se ha avanzado mucho y la Liga Profesional de Baloncesto de Panamá ayudó bastante, pero hay que reinventarse, después de todo lo que ha pasado. La base está en la Federación, queda encontrar una identidad. Los veteranos tratamos de aportar, los que hemos hecho una carrera afuera tenemos que encontrar la manera de transmitirles algo a los jóvenes».
«Hay que tratar de darla una identidad al equipo, los que estamos en la Selección y los que vienen detrás. Tenemos que saber a qué juega el básquet panameño. La ventana FIBA en noviembre, perjudica más de lo que beneficia, por lo económico, la distancia, los viajes«. 

Foto: LNB Contenidos / FIBA