La pandemia del covid-19 afecto a muchas competencias a lo largo y ancho del planeta. Además de la situación sanitaria, muchos equipos se vieron afectados económicamente por este hecho, y esto encendió una de las primeras alarmas en Italia. La Virtus Roma, equipo que milita en la máxima categoría de ese país está atrasando el pago de los salarios y varios jugadores están analizando iniciar una huelga hasta que esta situación se solucione.

Según los informes de varios medios locales, las negociaciones para la venta del club han fracasado y la búsqueda de patrocinadores también es un capítulo muy problemático. El club tampoco tiene los medios para pagar el alquiler del PalaEur donde juega a puerta cerrada debido a la normativa vigente en la región de Lazio.

Ante esta alarmante situación, no se descarta la posibilidad de que el equipo solicite retirarse de la competencia, dejando a la Lega con 15 equipos. Hasta el momento, la Virtus Roma se encontraba en el puesto número 13 de la tabla, con un récord de una victoria (contra Fortitudo Bolonia) y tres derrotas (Brindissi, Sassari y Olimpia Milano).

Artículo anteriorUCU TV del 17 de octubre
Artículo siguienteUn jugador de Quimsa dio positivo de COVID-19