El equipo conducido por Sergio Hernández fue superado claramente en el debut olímpico por Eslovenia (118-100) que tuvo a un Luka Doncic brillante autor de 48 puntos, 11 rebotes y 5 asistencias. Fue dura la derrota para Argentina que sufrió desde el inicio y no le encontró la vuelta al juego. Además de la caída, la amplia diferencia en contra complica la situación del conjunto nacional de cara al futuro en el Grupo C.

La figura de Dallas en la NBA cumplió con una de sus mejores actuaciones históricas dominando en todas las facetas: 48 puntos (12 de 15 en dobles, 6 de 14 en triples y 6 de 7 en libres), 11 rebotes, 5 asistencias en 31 minutos. Por el lado argentino, sumaron Luis Scola 23, Facundo Campazzo 21 y Gabriel Deck 15.

Argentina arrancó el juego con Campazzo, Vildoza, Garino, Scola y Delía con el base de Denver defendiendo a Doncic. Sin embargo, la estrella de los Mavericks arrancó afilado con tres triples seguidos y penetraciones al aro (sumó 15 puntos rápidamente y terminó con 17 el primer parcial). Argentina encontró puntos con Campazzo y Scola pero tiró 1 de 8 en triples mientras que los eslovenos llevaban un 6 de 12. Entraron al segundo 32-24 para los europeos.

Con una defensa más activa y un triple de Campazzo, los de Sergio Hernández redujeron a 6 (35-29). Después de unos minutos de descanso, volvió Doncic y fue imparable (31 en el PT). Argentina siguió errático desde lejos, Eslovenia apretó la defensa y sacó ventajas para irse al vestuario holgado: 62-42.

La segunda mitad empezó con Scola atacando cerca del aro pero Eslovenia mantuvo el dominio de los rebotes (59 a 32 en total) y la tranquilidad para jugar a partir de la categoría de la estrella de la NBA. La ventaja fue cada vez mayor (llegó a ser de 30 en el 82-52) y el tercero cerró 88-66.

El último cuarto siguió mostrando la superioridad de los europeos y la frustración de los argentinos que no pudieron mejorar la puntería desde lejos (el porcentaje en triples finalizó en 16% con 5 de 31) para caer por 118 a 100.

Estadísticas del juego

Foto: FIBA

 

Artículo anteriorAustralia le ganó bien al duro Nigeria
Artículo siguienteEspaña, liderado por Ricky Rubio, logró un buen triunfo ante Japón