Foto: Matías García

Segunda victoria consecutiva para Gimnasia y Esgrima de Comodoro Rivadavia, que en un partido emocionante le ganó a Ferro en el Héctor Etchart con un ajustadísimo 73 a 72. De esta manera, el conjunto dirigido por Martín Villagrán alcanza un récord de 6-2, el mismo que posee Ferro y Platense. Tanto ellos tres como Peñarol de Mar del Plata mantienen sus chances de clasificación al Final 8.

El partido inició con un parcial favorable al verdolaga, que tuvo en Theo Metzger y Eduardo Vasirani una dupla bien picante que logró que Ferro se lleve el primer parcial con una ventaja de 11 puntos, pero en el segundo parcial comenzó a crecer la tarea de Yoanki Mencia, que lideró a Gimnasia con 12 unidades en el cuarto, bien acompañado de la tarea de Roberto Acuña en la pintura, lograron un parcial de 26-15 a su favor para empatar la historia 36 a 36 en el final del primer tiempo.



A la vuelta de los vestuarios, Ferro comenzó a encontrar más manos para sumar en la ofensiva, pero seguía sin encontrarle soluciones a la tarea del cubano, que seguía castigado sin piedad a los de Federico Fernández. La buena noticia para Gimnasia fue la gran cantidad de minutos para Sebastián Vega, que había tenido poca participación en los últimos dos encuentros debido a molestias físicas.

El último cuarto fue una montaña rusa de emociones para ambos equipos. Ferro sufrió un bajón (provocado por la intensidad defensiva de Gimnasia) que no le permitió anotar por dos minutos, situación que aprovechó la visita para pasar a dominar las acciones 64 a 61. Gimnasia encontró serenidad en la conducción de Orresta, y puntos de parte de la dupla Vega/Mencia, mientras que en los de Caballito fue Bettiga el medio más confiable para sumar, pero Gimnasia cometió menos errores en el cierre, y desde la línea de tiros libres, el equipo del Sur se llevó una victoria que le permite seguir soñando con la clasificación al final 8.



Artículo anteriorY llegó la primera victoria para Argentino
Artículo siguienteSan Lorenzo consiguió su primera victoria en la segunda etapa