Luego de arrancar abajo en los primeros minutos del encuentro, San Lorenzo sorprendió, jugó mejor y dominó el primer parcial, minutos en los que llegó a ganar por más de 10 puntos. Tras cerrar el primer cuarto 23-17, los segundos 10 comenzaron a favor de la visita, que con una gran racha 11-2 achico el marcador y comenzó una pelea punto a punto que culminó 38-37 (15-20).

A la vuelta del descanso largo la paridad duro poco, los locales volvieron a dominar el juego con intensidad lo que les posibilito pasar rápidamente al frente y concretar su segunda victoria en esta primera fase del Super 20. Ya sin chanches de clasificar a la siguiente ronda, los de Boedo le ganaron a Peñarol 88-73 luego de quedarse con los últimos dos parciales: 25-16 (63-53) y 25-20.



El goleador del encuentro fue José Defelippo con 19 puntos, acompañado por dos doble-doble, el primero del capitán del conjunto victorioso Matías Sandes, quien aportó 16 puntos, 12 rebotes y 4 asistencias, y el segundo de Leandro Cerminato con 15 puntos y 10 rebotes. Por el otro lado, Federico Marin fue el mayor artillero con 17 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias, lo secundaron Carlos Buemo y Phillip Lockett con 15 tantos cada uno.

Artículo anteriorGimnasia luchó hasta el final y se llevó un triunfo vital en el Etchart
Artículo siguienteBolmaro sumó minutos en la derrota de los Timberwolves