Foto: Guille Ruarte - Prensa Riachuelo

Por la cuarta presentación en la Liga Nacional, Riachuelo supo generar una buena ventaja inicial y vivir de la renta ante Peñarol, y logró sumar su primera victoria ante su gente por 80 a 75. En el local, Eric Flor y Nicolás Paletta sumaron 17 puntos cada uno, seguidos por Pablo Espinoza con 14 unidades; mientras que en el milrayita la máxima figura fue Al Thornton con 28 tantos.



El equipo de Fabricio Salas salió a la cancha con una mentalidad defensiva que funcionó a la perfección, sin permitirle al rival notar con comodidad y aprovechando un goleo muy repartido en la ofensiva. Permitiendo sólo 29 puntos en la primera mitad (45-29), los riojanos alcanzaron a tomar una ventaja máxima de 18 puntos, apoyados en la tarea colectiva donde ocho de los jugadores que vieron acción, lograron sumar.

En la segunda mitad, Peña se pareció más a la versión que mostró en los juegos en Córdoba, con una intensidad mayor y un mejor compromiso defensivo. Liderados por la tarea de Al Thornton y una buena conducción de Valinotti, los de Leandro Ramella dibujaron una reacción que les permitió acortar las distancias a cinco, pero la dupla Paletta – Leiva fue la encargada de terminar con las ilusiones marplatenses y terminó encaminando al equipo a su tercera victoria consecutiva en la temporada.



Artículo anteriorFerro sufrió hasta el final para ganar en Córdoba
Artículo siguientePatricio Tabarez: «No desesperarnos fue una de nuestras fortalezas»