Foto: Prensa Regatas

En un duelo importante en la parte alta de la tabla, el Remero volvió al triunfo en un partidazo ante Boca, venciendo con un ajustadísimo 84 a 79. Los dirigidos por Gabriel Piccato se encuentran en la octava colocación, con un récord de 13-9, mientras que el Xeneize, que sumó su segunda caída al hilo, cayó hasta el cuarto lugar, con un registro de 14-7.

Sin lugar a dudas, Skyler Hogan fue la figura estelar de la noche. El foráneo de Regatas alcanzó su máxima personal en la Liga Nacional con 32 puntos (había sumado 27 contra Comunicaciones el 13 de noviembre), anexando además 3 rebotes, 1 asistencia y 1 robo, para totalizar 30 de valoración. También hubo una tarea destacada para Gary McGee, que colaboró con su cuarto doble doble de la temporada, completando su planilla con 11 puntos y ¡18 rebotes! No vamos a dejar afuera, por supuesto a los perimetrales; Juan Pablo Arengo, que tuvo la mano caliente, aportó 24 unidades (con 7/10 en triples) y, si bien no fue su mejor noche en ofensiva, Penka Aguirre colaboró con 8 asistencias y 5 tantos.

La tarea de los de Gonzalo García fue muy repartida. Kevin Hernández fue el mayor anotador del Xeneize, con 15 ´puntos, escoltado por los 13 que anotaron Leandro Vildoza, Leonel Schattmann (quién también entregó 8 pases gol) y Eloy Vargas, que redondeó su quinto doble doble en la temporada, al bajar 10 rebotes.

El remero volverá a jugar en condición de local el próximo 15 de febrero, cuando enfrente a Unión de Santa Fé en el Contte, antes de salir a la ruta para medirse ante Platense e Hispano Americano el 18 y 20 de febrero, respectivamente. Boca aún tiene el juego contra San Martín el 15 de febrero antes de volver a la Capital Federal, donde tendrá dos presentaciones antes de la ventana FIBA. El 18 contra Argentino de Junín en la Bombonerita, y el 20 ante Obras, en el Templo del Rock.

Artículo anteriorSan Martín festejó la cuarta victoria al hilo
Artículo siguienteTres partidos abren la semana de Liga Nacional