Foto: Prensa Quimsa

Peñarol volvió al camino de la victoria ante, nada más y nada menos, que el puntero de la Liga Nacional. Los de Mar del Plata dominaron gran parte del encuentro, y sellaron una importantísima victoria 90 a 81, cortando la racha de cinco triunfos al hilo del local, y provocando la segunda caída como local en la 21/22. Con esta celebración, los dirigidos por Ramella alcanzan un récord de 21-9, que los mantiene en el tercer puesto de la tabla, mientras que los santiagueños se sostienen en lo más alto con 21-6.

Peñarol tuvo un goleo muy repartido en la noche del miércoles. Bruno Sansimoni fue uno de los máximos destacados, con 14 puntos, 4 rebotes y 6 asistencias. Con la misma cantidad de puntos, también se sumó Carlos Buemo. Pero, sin lugar a dudas, Monacchi se terminó destacando no solo por lo realizado en ofensiva, sino por ser uno de los principales líderes defensivos. Tomás completó su planilla con: 12 tantos, 7 rebotes y 2 pases gol.

En la Fusión, fue brillante lo realizado por Eric Anderson, que volvió a sumar en doble doble figura, con 18 puntos y 19 rebotes. Reyshawn Terry fue el segundo máximo goleador del equipo, con 14 unidades. A ellos se le acopló lo realizado por Iván Gramajo y Franco Baralle, ambos con 11 tantos.

Peñarol continuará su gira en Santiago del Estero ante Olímpico de La Banda el próximo viernes; posteriormente volverá al poli para recibir a Gimnasia, el 22. La Fusión tendrá un duelo más en casa, ante Platense, antes de salir a la ruta, donde visitará a su clásico el 24 de marzo.

Artículo anteriorEn el Super Domo, Platense fue más que Riachuelo
Artículo siguienteStephen Curry fuera por tiempo indefinido