Foto: FIBA

En la jornada del sábado iniciaron los octavos de final del EuroBasket, en donde cuatro equipos obtuvieron sus boletos a la siguiente etapa de la competencia más importante del viejo continente.

Francia pareció confiarse de una buena ventaja obtenida, y necesitó de un tiempo extra para vencer a Turquía con un ajustadísimo 87 a 86. Rudy Gobert fue la máxima figura del conjunto galo, completando una planilla muy completa: 20 puntos (con 7/11 en dobles y 6/11 desde la línea de libres), 17 rebotes, 2 asistencias y 1 tapa en 30 minutos, totalizando 28 de valoración.

En Turquía, lo más importante vino de la mano de Bugrahan Tuncer, que colaboró con 22 puntos (con 2/5 en dobles y 6/10 en triples), 3 rebotes, 4 asistencias y 20 de valoración en 30 minutos en cancha.

Eslovenia fue el equipo que tuvo menor cantidad de problemas para llevarse la victoria. Los de Luka Doncic se quedaron con el encuentro de octavos de final por 88 a 72, y ya esperan en los cuartos de final. El jugador de los Dallas Mavericks volvió a ser la piedra fundacional, completando una planilla espectacular de 33 puntos (con 7/15 en dobles, 4/10 en triples y 9/10 desde la línea de libres), 5 rebotes, 5 asistencias y 4 robos en 35 minutos en cancha, totalizando 33 de valoración.

Alemania tuvo que luchar hasta la última bola, después de una reacción de Montenegro que sorprendió hasta al más optimista del país. Pero a pesar del gran corazón del rival, los dirigidos por Gordie Herbert terminaron celebrando la clasificación con el 85 a 79 final. El jugador más destacado fue Dennis Schröder, quien sumó: 22 puntos (con 2/7 en triples, 5/9 en dobles y 6/7 en libres), 4 rebotes, 8 asistencias y 1 robo, sumando 20 de valoración.

Por último, llegó el plato fuerte de la tarde. España y Lituania, dos de los grandes candidatos, se cruzaron en un auténtico duelo, que necesitó de un tiempo extra para definirse. Allí, los de Sergio Scariolo se hicieron fuertes, y lograron dar la sorpresa ante un público repleto de hinchas lituanos, que debieron reconocer el trabajo de los españoles.

El nacionalizado Lorenzo Brown fue el máximo referente ofensivo del encuentro, colaborando con 28 puntos (con 2/7 en triples, 7/13 en dobles y 8/8 desde la línea de libres), 3 rebotes, 8 asistencias y 2 robos en 33 minutos en cancha, totalizando 28 de valoración.

Los partidos del domingo:

  • 07:00 Ucrania – Polonia
  • 9:45 Finlandia – Croacia
  • 13:00 Serbia – Italia
  • 15:45 Grecia – República Checa
Artículo anteriorMasterclass de Gabriel Deck ante Estados Unidos
Artículo siguienteBrasil venció a Canadá en las semis de la Americup