La NBA avanza en su idea de retorno para terminar la temporada 19/20 pero la situación en EEUU con el aumento de casos de COVID-19 ponen a la organización en alerta. Hay posturas dispares con respecto a la reanudación en Orlando y el que se expresó mostrando su preocupación fue el ex crack de los Sixers, Charles Barkley.

"No creo que tengamos ninguna posibilidad de terminar esto", aseguró el ahora comentarista de TV. "Me duele porque conozco a muchas personas que perderían sus trabajos y se verían afectadas en el futuro. La forma en que esto se está disparando y, obviamente, Florida es el peor lugar del mundo en este momento y estamos llevando a 22 equipos de la NBA al punto donde hay más casos".

"El Gordo" ve riesgosa la posibilidad de estar tanto tiempo en la "burbuja" de Disney sin que exista peligro de contagio entre los protagonistas: "Simplemente no veo cómo podemos pasar tres meses, las posibilidades de que pasemos tres meses y no tener un brote, simplemente creo que eso es imposible".

La realidad marca que los entrenamientos en las franquicias ya arrancaron y varias tuvieron que pararlos por casos de coronavirus en sus planteles. Sin embargo, la NBA confía en su gran organización para poder montar este mini torneo, que desde el 30 de julio, tendrá lugar en Orlando con protocolos sanitarios y de seguridad nunca vistos.