Más de dos años y medio tuvimos que esperar para volver a ver en acción a Klay Thompson tras las graves lesiones que lo alejaron de las canchas, primero sufrió un desgarro del ligamento cruzado anterior en la rodilla izquierda y en plena recuperación se le sumó la rotura del tendón de Aquiles.

Múltiples muestras de apoyo tuvo Thompson en el denominado #KlayDay donde sus compañeros llegaron al estadio vistiendo su camiseta, incluso Stephen Curry hasta realizó la entrada en calor con la 11 de los Warriors. 

941 días pasaron para que Klay volviera a jugar oficialmente, y fue él quien se encargó de abrir el marcador de Golden State en un encuentro que el local logró dominar desde el inicio. Steph Curry fue el más destacado con 28 tantos (4/11 en triples), además de 5 rebotes y 5 asistencias, pero sin lugar a dudas, todos los flashes fueron para el 11 de los Warriors que sumó 17 puntos, 3/8 desde la línea de tres, en sus primeros 20 minutos de juego en su regreso. 

Victoria 96-82 para los de Steve Kerr que igualan a Phoenix Suns con el mejor récord de la liga con 30-9, para liderar la Conferencia Oeste.

Artículo anteriorEl Xeneize a la caza de los líderes
Artículo siguienteBianca Tedesco: «Que el básquet sea parte de los cambios en la sociedad»