Foto: Prensa Gimnasia

Hubo momentos de tensión en el juego entre el equipo de Comodoro y los de La Banda. El alero Sebastián Vega tuvo un choque involuntario con el hombro de Pedro Chourio y cayó desvanecido. Tras unos minutos de trabajo con el cuerpo medico, el jugador comenzó a reaccionar, y de a poco comenzó a reintegrarse. Finalmente fue retirado en camilla, con un cuello ortopédico, y no volvió a ver acción en lo que restaba del juego, donde el verde venció a Olímpico.

Posterior al encuentro, el colega Adrián de Los Santos informó en sus redes sociales un parte médico inicial: «Sebastián tuvo un lesión en la columna cervical. Un pinzamiento nervioso que le hizo perder el conocimiento. Le dimos oxígeno y en el vestuario se recuperó bien. Igual le haremos una tomografía cervical y de cráneo» declaró Oscar Licciardi, profesional del club patagónico.

Finalmente, tras las estudios realizados, se detectó una leve lesión en la columna dorsal, lo cual requerirá un tratamiento kinesiológico y reposo.

Artículo anteriorUn triunfo clave de San Martín en Misiones
Artículo siguienteRegatas logró su segunda victoria consecutiva