En el Palau Blaugrana, y con el local con la cabeza puesta de lleno en el comienzo del playoff frente al Bayern Munich por Euroleague, el Unicaja Málaga pisó fuerte como visitante y derrotó al Barcelona 73 a 63 con 19 puntos de Darío Brizuela.



En el local, que hizo descansar a Rolands Smits y Dante Exum, más la baja de Álex Abrines por gastroenteritis, Nico Laprovíttola aportó 5 puntos, 2 rebotes y 2 asistencias en los 18:39 que estuvo en cancha.

A pesar de la caída, los de Jasikevicius continúan como líderes de la Liga Endesa 3 partidos por delante del Real Madrid y a 4 de Valencia Basket, Joventut y Baxi Manresa.

Artículo anteriorEl sueño de Playoffs para Atlanta Hawks sigue intacto
Artículo siguienteTres partidos en la noche del jueves