Fue un 2016 lleno de cosas positivas para Estudiantes, conducidas por el histórico «Lobito» Fernández, quien volvió al Parque Carlos Guerrero luego de ser un jugador ícono en la época dorada de la institución. Esta vez, para ser el director técnico.

En lo que respecta al plantel y su vuelta a las prácticas, afirmó: «Después de los 15 días que tuvimos de receso, nuestra incógnita era como iban a regresar, que tan rápido pueden enchufarse, que tan rápido íbamos a poder volver a la intensidad con la que el equipo había estado hasta el último entrenamiento, pero la verdad que estoy muy conforme, encararon la primera parte con mucha actitud. De todas maneras el sábado nos vamos a dar cuenta si se trabajo de la mejor manera».

Luego de una gran primera etapa, donde el Bata finalizó en el primer lugar dentro de la Conferencia Sur, el entrenador hizo una evaluación del período y confirmó el exitoso momento que vive el equipo: «El balance 2016 es más que positivo, no va de la mano con la posición en la competencia, va de la mano con la predisposición al trabajo, con la identidad del equipo, con la aceptación de los roles, el liderazgo positivo, hay varias cosas que hacen que la evaluación sea extremadamente satisfactoria».

Estudiantes sufrió una baja de suma importancia, la única ficha extranjera, Byron Johnson, se desvinculó de la institución luego de un desgarro, en su lugar regreso Joaquín Gamazo, el «Lobito» confesó: «Fue algo no planificado, no teníamos intención de hacer ningún cambio, pero debido a la situación presentada tuvimos que tomar decisiones. En mi cabeza siempre estuvo el nombre de Joaquín Gamazo».

lobito_fernandez

«Dentro de las referencias que tenía de Joaquín, sabía que la adaptación iba a ser muy sencilla. En lo humano esta comprobado que va para delante, que suma. Tenemos muchas expectativas para que nos de una mano», comentó sobre la nueva incorporación albinegra.

Los bataraces enfrentarán a Tomás de Rocamora el sábado en Concepción del Uruguay y dos días después a Parque Sur. Sobre la mini-gira comentó: «El objetivo es conseguir la mayor cantidad de triunfos posibles, en el medio está llegar a hacer el juego que veníamos desplegando, si seguimos construyendo sobre eso, los rivales pueden estar en problemas. Estamos mal acostumbrados, pero espero que sigamos así.»

Sobre su estadía en Olavarría y su vuelta al club, Fernández señaló: «Tengo la sensación de volver a casa y eso que soy nativo de Rio Tercero, no pasa sólo por mí sino también por mi compañera Nancy y mis hijos cuando vienen de visita».

Informe: Prensa Estudiantes

Artículo anterior«Podemos contra cualquier equipo”
Artículo siguienteSe lesionó Kevin Hernández en Ferro