Uno de los motivos por los que Bahía Basket le dio libertad a su base Gastón Whelan (fue a Instituto), pasaba por tener un equipo más ofensivo, a partir de darle mayor tiempo en cancha básicamente Corvalán, el mismo que terminó con 7 de 10 en triples, para darle la victoria a Bahía Basket sobre Gimnasia de Comodoro, por 77 a 61.

En el primer cuarto a Bahía le costó encontrar el juego interior. La defensa del verde contuvo a los grandes y congestionó en cada penetración, obligando a sacar la pelota al perímetro. Fue Corvalán el que ya mostró que estaba con la mano caliente, respondiendo con un par de triples, mientras Schattmann frenaba a Redivo y Vargas a Johnson.

bb1

El local, de perder 7-2, pasó a ganar 10-7. No obstante, manteniendo su defensa (Bahía hizo 4-15 en t2) y con el tiro a distancia, Gimnasia metió un parcial de 9-0, escapando 16-10.  El partido entró en un terreno desprolijo, de apresuramiento y bajos porcentajes de gol.

Bahía con su desventaja física sintió a los grandes de Gimnasia y, a la vez, le rompieron seguido, más allá de que Vaulet dejó en cero a Schattmann. Bahía supo disimular la salida de Johnson –con 3 faltas-, al tiempo que la permanente amenaza para atacar el cesto obligó más a la defensa y en el hundimiento llegaron 2 triples de Fjellerup.

Cada vez que tomó el rebote intentó correr, pudo plasmar el juego con el que se siente más cómodo, Gerhardt tuvo minutos positivos y ganó el cuarto 24-15 (39-32), recibiendo 2 puntos menos respecto del primero y cerrando con un triple de Redivo desde unos 9 metros.

Levy en el local y poco después Vargas, por la visita, salieron con 4 faltas. Peleado con el aro, a Bahía le costó horrores meterla y los puntos llegaron más por atrevimientos de Vaulet, Fjellerup o Redivo que por el juego que pudo generar.

Mientras que Gimnasia, en la medida que Schattmann empezó a meterla aprovechando los desajustes, abrió el juego y tuvo más libertades en la pintura, para terminar ganando 51-50 el tercer cuarto. Redivo-Corvalán invirtieron los roles: Facu se vistió de tirador (cada vez más consolidado) y Lucio de base.

El juninense clavó ¡5 de 6 en triples! Además de eso, defensivamente frustró a Schattmann y lo mandó al banco. Bahía, sólido a esta altura, con una defensa potenciada, incomodó y dominó a un rival que se fue diluyendo.

La contracción defensiva de Corvalán –con la ayuda del resto- sirvió para mandar al banco también a De los Santos, que no pudo hacer funcionar a su equipo, tan insistente con el tiro de tres como pobre en sus porcentajes.

Bahía, una vez más, terminó imponiendo su juego, defendiendo y dejando en 10 en el último cuarto a un rival que sumó la novena derrota seguida de visita.

Y por fin, el equipo de la ciudad, le ganó a este rival (levaba 0-2), se tomó revancha de la noche que lo dejó afuera del Súper 4 y saldrá a la ruta con la tranquilidad de haber metido 4 seguidos en casa.

Destacados

Bahía Básket:  F.Corvalán 25 puntos (7-10 en triples) / M.Fjellerup 15 puntos / A.Johnson 13 puntos y 6 rebotes

Gimnasia: L.Shattmann 11 puntos y 4 rebotes / M.Shaw 11 puntos y 9 rebotes / E.Vargas 9 puntos y 8 rebotes

Planilla oficial del juego

Nota: La Nueva
Fotos: Emmanuel Briane para La Nueva y LNB Contenidos

Artículo anteriorEstudiantes volvió a la victoria ante Boca
Artículo siguienteMiércoles con acción en Corrientes y Boedo