Libertad 77-71 Deportivo Viedma

Libertad tuvo un mejor comienzo con un parcial de 7-0 de la mano de Bruno Barovero y Nicolás Copello. A Deportivo Viedma le costaba llegar al aro pero Francisco Centeno y un triple de Federico Mariani pusieron el marcador 13-10. Los Tigres entraron en una meseta y Viedma aprovechó para pasar arriba 13-16. Sin embargo, los locales lo cerraron mejor y se fueron al primer descanso ganando 19 a 16.

En el segundo chico, Deportivo Viedma volvió al frente con un triple de Pedro Franco y Libertad respondió con otro triple de Andrés Landoni. El conjunto de Saborido tomó más agresividad en el juego con la entrada de Gregorio Eseverri, pero el elenco rionegrino contaba con el talento de Mariani, quien convertía desde el rompimiento y a partir de la línea de libres. Dos puntos de Eseverri por antideportiva más un triple de Copello pusieron a Libertad al frente por 32 a 28. De la mano de Copello y un buen cierre de Barovero, Libertad se fue al descanso ganando 46 a 37.

A la vuelta de los vestuarios, Barovero siguió liderando al equipo. El partido se volvió trabado. A Deportivo Viedma le costaba convertir mérito de la defensa del rival. Sin embargo con el aporte de Centeno, los de Pisani recortaban distancia para poner a cuatro (56 a 52) cuando faltaba un minuto para que finalice el tercer parcial. Fue para el local 57 a 54.

En el inicio del último capítulo, Maximiliano Tabieres logró dejar a su equipo abajo por la mínima (57-56). Con dos acciones individuales de Fermín Thygesen, el tanteador marcaba 61 a 62 a favor de la visita. Augusto Alonso y una bomba de tres pusieron a Libertad 72 a 68 antes de un tiempo muerto. Libertad, con amor propio, y con un gran Copello pudo sentenciar la historia a su favor y ganarle a Deportivo Viedma por 77 a 71.

 

Informe, fotos y video: Prensa La Liga

 

Artículo anteriorEl Ciclón apretó al final y festejó en Boedo
Artículo siguienteOtra gran noche de Manu en los Spurs