Javier Bianchelli, DT de Quilmes, pasó por los micrófonos de UCU Radio, donde analizó la gran victoria del equipo marplatense ante Quimsa 103 a 83 por La Liga y se refirió a las fichas de la competencia expresando que depende de las aspiraciones de cada equipo.

«Hacer un juego como el de ayer nos pone bien y nos refuerza. Era una victoria deseada, mostrábamos que íbamos por buen camino a pesar de saber de nuestras limitaciones. Sacando el partido contra Instituto en Córdoba, que fue uno de los peores, en el clásico contra Peñarol lideramos el partido y nos quedamos cortos, también nos pasó en Mercedes con Comunicaciones y en Córdoba ante Atenas y hacer un juego como el de ayer contra un rival como el de ayer, refuerza lo que sentimos y a la larga siempre mandan los resultados». 

«Viendo el partido a la noche de nuevo, vi que no forzamos tiros. Nosotros tenemos esa característica inclusive de mucho de nuestros internos y eso no nos sorprende. Estar derecho con el aro nos ayuda«, dijo sobre la eficacia en los tiros de larga distancia (22 triples).

«Desde la baja de Ricky Sánchez, me prometí y le prometí a los jugadores que no íbamos a usarlo  como excusa. Tuvimos una reestructuración de juego y el gran mérito del equipo fue encontrar la rotación y ser constante. Era una baja importante y el equipo se tuvo que reacomodar». 

«Se puede jugar sin extranjeros La Liga y eso depende de las aspiraciones de cada equipo, hay que cubrir todas las fichas mayores y las juveniles o Sub23 con jugadores ya rodados o que por lo menos tengan confianza en el juego. Lo que si no sé si alcanzaría para que todos los equipos puedan jugar con nacionales sin bajar la calidad». 

«Teníamos en la cabeza ser uno de los equipos del pelotón del medio, y con lo que nos sucedió tuvimos que hacer una revisión de que es lo que éramos y nos convertimos en un equipo del pelotón de abajo, que ahora va a tener que luchar por salir de esos puestos». 

Audio:

Foto: Archivo LNB.com.ar

 

Artículo anterior«Nuestro juego es muy vertiginoso»
Artículo siguientePeñarol derrotó a Salta con una sólida defensa