Guillermo Narvarte, nuevo entrenador de Boca, habló en UCU Radio sobre su nuevo cargo en el equipo para lo que resta de la temporada de La Liga tras la salida de Gustavo Fernández.

«Se empezó a manejar la posibilidad de dirigir a Boca y se llegó a un acuerdo muy rápido. Estaba un poco sorprendido con la salida de Gustavo Fernández, hablé con él, tuvimos una charla bárbara. Me dijo que va  ayudarme en lo que sea y quedó a disposición y me hizo bien la charla para conocer un poco más al equipo».

«Conozco a todos los nacionales, los he dirigido o he enfrentado, pero una cosa es ver desde la tribuna y otra estar adentro. La Liga tiene tanto vértigo, mañana hay que empezar a preparar el juego con Ferro. El período de receso por las ventanas me va a servir para hacer un diagnóstico del equipo».

«Nos tenemos que enfocar en que el equipo tenga el mejor rendimiento posible, si el equipo juega bien podrá ir en búsqueda de determinadas posiciones. Hay veces que los récords son crueles. Necesito que entiendan la idea lo más rápido posible y que los ajustes no nos hagan retrasar y nos permitan crecer como equipo». 

Audio:

Foto: Archivo

Artículo anterior«Somos un equipo emocionalmente fuerte»
Artículo siguiente«Me quedo con la actitud del equipo»