Estudiantes 93-74 Parque Sur

Un partido de dos caras, Estudiantes derrotó 93 a 74 a Parque Sur por una nueva fecha de la Conferencia Sur de la Liga Argentina. Con la victoria, el Bata le cortó una racha de cinco triunfos en fila al elenco entrerriano y alcanzó la docena de partidos ganados en el Maxigimnasio, sobre trece presentaciones.

En la previa se esperaba un partido duro, de esos que se deben jugar con carácter, de esos que marcan el temple de un equipo. Se creía que sería así por el calibre de los equipos y lo imaginado se hizo real.

Parque Sur tomó las riendas del juego a los 30”, con un triple de Pablo Alderete, y no las largo hasta la mitad del tercer cuarto, cuando ya no pudo contener la avanzada del Bataraz. En los primeros dos cuartos, Estudiantes no supo cómo jugar el encuentro, equivocó caminos en ataque y se distrajo en defensa. En ese parcial acumuló siete pérdidas de las once finales que tuvo.

Por su parte, el equipo de Concepción del Uruguay supo aprovechar el desconcierto del local y dominó el juego con Elnes Bolling y Nicolás Giménez como abanderados de las ofensivas. Parque Sur se fue al descanso largo ganando 39 a 30.

Luego de éste, Estudiantes fue otro equipo; su imagen fue otra porque su actitud cambió. En el tercer parcial, ofensivamente lo pasó por arriba al conjunto entrerriano, anotando 37 puntos, y defensivamente controló a Giménez y Bolling  – 6 puntos entre ambos, en la primera parte habían sumado 25 – y no le permitió tiros cómodos al visitante.

En el cuarto final, Estudiantes continuó con la misma intensidad y no le dio lugar a la reacción de Parque Sur, que fue perdiendo fluidez con el correr de los minutos. El Bata logró su duodécima victoria en casa sobre trece presentaciones; el de este viernes no será un triunfo más por el rival y por cómo se dio el juego.

Informe: Prensa Estudiantes


Libertad 99-79 San Isidro

La resistencia cordobesa en la primera etapa duró poco más de los 6 minutos iniciales. Fue el lapso donde el juego estuvo parejo porque los extranjeros visitantes y Sciutto aportaron una docena de unidades para que el trámite no tuviera amplias ventajas. Pero esos 12 puntos no se movieron en los 3’30» restantes y el dueño de casa se lo hizo pagar caro. Liderados por el intratable Barovero que lastimó en la ofensiva desde el arranque mismo, Libertad interpuso un 11-0 que los alejó a 13 (25-12) antes de retirarse al descanso corto.

Pero la notable supremacía se extendería por otros 7′ en el segundo período, agigantando la grieta a una veintena de puntos (47-27). A esa altura, Barovero ya sumaba 20 y otros 12 Copello. Todo hacía indicar que el partido iba camino a sentenciarse, especialmente porque el conjunto de Julián Pagura era una sombra en el rectángulo de juego. Pero San Isidro supo reaccionar en el cierre de la primera etapa para descontar migajas, cerrando con una desventaja de 16 (51-35).

Sin embargo, cuando las apuestas no favorecían a los sanfrancisqueños, la segunda etapa tuvo 10 minutos iniciales sorprendentes donde los Halcones se pusieron en juego sustentado en una notable mejora en la actitud defensiva y en la efectividad ofensiva. El tridente Pais, Sciutto (2 triples) y Durley (10 puntos) lideraron la remontada ante la pasividad de Libertad que veía reducirse la diferencia hasta contraerse a 6 (64-58) con un triple de Durley cuando faltaban 3′ para el descanso. En el tramo restante, fue palo y palo. Landoni clavó 2 triples pero Pineda y Stibbins respondieron en la vereda de enfrente. Hasta que apareció Bruno, el verdugo que ya había aportado otros 11 puntos en este período, para descerrajar un escopetazo desde los 6,75 con tablero que elevó la vara a 9 (75-66) antes de ingresar al cuarto definitorio.

Cuando todo hacía predecir que el final iba a ser equilibrado, los Tigres pusieron la casa en orden, llevándose por delante a un San Isidro que pareció gastar toda la energía en el cuarto anterior, convirtiendo raquíticos 6 puntos en 7’30». De entrada, el equipo aurinegro interpuso un 6-2 para alejarse a 13, exigiendo la solicitud de un minuto a Pagura. Pero la cuenta siguió inflándose en la medida que pasaron los segundos, con el aporte de Landoni y Ruiz en la pintura. El triple de Copello faltando 2’30’ fue el tiro de gracia que marcó la imposibilidad de una reversión por parte de la visita. Un 95-72 lapidario que interponía 23 de ventaja, momento en que el entrenador Sebastián Saborido hizo ingresar a los más jóvenes para finiquitar una faena excelente que solo tuvo un momento de relax donde los Halcones se ilusionaron con ganar su primer juego de visitante.

Informe: Prensa Libertad


Independiente 76-69 Ameghino

El juego arrancó con errores compartidos y los dos sin poder sacar alguna diferencia. El 9 a 8 en los primeros minutos marcaba lo que se vivía dentro del campo de juego. De a poco Inde empezó hacer un juego inteligente con Readus cerca de la pintura para hacer daño y más los triples de Mansilla cerraba el cuarto arriba por 23 a 14.

El segundo chico seguía intenso en defensa el equipo de Javier Montenegro y sacaba la máxima de 16 puntos, la visita empezaba hacer un juego interno con Brown y Abeiro para descontar, más algunas buenas ofensivas de Baeza se acercaban y se ponían a 8. Dos buenas jugadas ofensivas con triple sobre el cierre de Weigand cerraban el primer tiempo: Independiente 40 – Ameghino 29.

El tercer cuarto empezó con paridad, después de los primeros cuatro la diferencia se mantenía y apareció en escena Maximiliano Tamburini con 5 triples para dejar a su equipo por la mínima 49 a 48. Tiempo muerto pedido por el local y las cosas cambiaron, buena defensa al tirador, Readus en los tableros y una gran actitud defensiva le permitieron volver a sacar diferencias. Final del tercero Independiente 60 – Ameghino 48.

El último parcial, Ameghino entró muy concentrado y cd la mano de Cuello se acercó en el marcador, Inde no conseguía buenas ofensivas y perdia en la defensa. Ésto levantaba a la visita y empataba el juego a tres minutos del final en 62 puntos. A 1.38 del final Inde sacaba una luz de tres puntos. El equipo santiagueño lo cerró mejor para quedarse con una dura victoria . Final del juego Independiente 76 – Ameghino 69.

Informe: Prensa Independiente


Echagüe 68-58 Tiro Federal

El comienzo marcó la ineficacia en ofensiva para ambos con un tanteador muy bajo en los primeros 4 minutos. Fue una bomba de Ruiz Moreno la que puso al local arriba 5 a 4 con 4:26 en juego. La tendencia de paridad se mantuvo hasta el cierre del primer cuarto, cuando Buemo volvió a sentenciar de tres y el local lo ganó 16-12.

En el comienzo del segundo parcial, el perímetro con García y el poste bajo con Barroso, le dieron a Echagüe un buen segmento en ataque ya que sacó 6 de ventaja con 6 en juego. Aprea se las arreglaba para que la visita se mantenga en partido. Los de Barsanti se mantuvieron con claridad en la rotación del balón y en las decisiones ofensivas. 29-19 marcaba el tablero con 2:20 en juego, luego de otra bomba de Carlos Buemo.

Pero los cordobeses tenían otros planes y Rodríguez Suppi con un doble largo y Gago con un triple, le exigieron al entrenador paranaense a pedir tiempo muerto porque la visita se puso a 5 con 1:14 por jugar. El minuto funcionó porque Sandrini y Ruiz Moreno se despacharon con dos triples para que otra vez respire el local. Al descanso largo se fue el AEC arriba 35 a 26.

En el tercer parcial, de entrada nomás, Echagüe logró la máxima diferencia de 11 puntos con un triple de Ruiz Moreno. Restaban 7 minutos y el “negro” ganaba 40 a 29. Acevedo descontó desde lejos y tiro se ponía a 6 con 3:47 en juego. Cornley estaba intratable y aportaba lo suyo individual y colectivamente en ataque y otra vez el local arriba por 11. El tercero se terminó con el tanteador en 52-42 para los entrerrianos.

El cuarto final comenzó con una bomba de Martín y Tiro Federal descontaba. Con 7:02 en juego, Echagüe no estaba claro en ofensiva y la visita aprovechaba, poniéndose a 5. Buemo rompió la sequía desde el perímetro y con la chicharra acechando, para que otra vez la diferencia sea de 8 (55-47). A falta de 3:52, creció el local y gracias a su criterio para seleccionar los lanzamientos, pudo volver a alejarse 61-50. La diferencia se hizo indescontable, ya que los locales supieron administrar el cierre y volvieron a ganar en el Butta. Fue 68 a 58 para Echagüe.

Los próximos compromisos para el AEC serán en condición de visitante. Lunes y martes en Córdoba y Villa María para enfrentar a Barrio Parque y Ameghino respectivamente.

Informe: Prensa Echagüe


Gimnasia LP 74-77 Rocamora

Gimnasia no pudo cerrar la seguidilla de encuentros como local en el Polideportivo Víctor Nethol con un triunfo. Rocamora le cortó la racha de dos victorias en fila y se quedó con el partido por 77 a 74 en lo que fue una nueva jornada de la Conferencia Sur de la Liga Argentina. En el Lobo se destacaron Lancieri con 22 y La Bella con 16. Jhonson con 28 unidades el goleador de la visita.

Tras un inicio gol a gol la visita fue el primero en tomar ventaja. Una seguidilla de puntos de Johnson adelantó a Rocamora 8-11. La Bella con un triple y un doble puso al Lobo al frente. Semiglia y Deck emparejaron las acciones y volvieron a poner en la delantera a su equipo, 15-20. Primero Barrionuevo, luego Lancieri y una bomba de Sesto dieron vuelta el marcador, 23-20. Finalmente el primer cuarto cerró con el local al frente por la mínima, 23-22.

Rocamora abrió el segundo cuarto con un parcial de 5-0 que lo adelantó, 23-27. Un foul y gol de La Bella acercó al Lobo pero la visita empezó a encontrar el gol en ataque y se escapó a 6, 29-35. Los entrerrianos sólidos en defensa se bancaron la embestida Tripera y ataque sumaron en los momentos claves. Un buen cierre de cuarto de Lancieri le permitió al Lobo achicar e irse al descanso abajo por un doble, 41-43.


La visita volvió a dominar las acciones en el inicio del tercero. Semiglia e Impini sumaron en la ofensiva entrerriana y alejaron a su equipo a 8, 44-52. La respuesta del Lobo llegó de la mano de La Bella y Nazione. El base y el pívot lideraron al equipo en un parcial de 10-3 que los puso a un punto, 54-55. Pero Gandoy y Baralle anotaron en el momento justo y Rocamora volvió a alejarse en el final, 56-61.

Sesto y Lancieri acercaron al Lobo apenas arrancó el último cuarto. Y una jugada de Nazione encendió al Poli y puso al Lobo abajo por la mínima, 62-63. Johnson en el poste bajo y Gandoy con su tiro exterior le dieron aire a la visita, 64-70 con casi seis minutos por jugar. Gimnasia no se desesperó y con un triple de Nazione y dos libres de Sesto volvió a acercarse, 69-70. Acto seguido La Bella puso al conjunto Tripero al frente por primera vez en la noche, 71-70.

Tras un par de ataques fallidos en ambos lados, Jovanovich volvió a poner al elenco entrerriano al frente, 71-73. Lancieri respondió con una bomba desde 6, 75 (74-73) con 1:10 por jugar. Johnson en el poste bajo puso al frente a Rocamora, 74-75 con 55 segundos por jugar. Nazione falló en el ataque siguiente, también lo hizo la visita. Y la última pelota le quedó al Lobo con 21 segundos. La Bella buscó el triple ganador pero no lo consiguió. Baralle, tras ser cortado con foul, anotó sus tiros libres para alejar a su equipo y darle forma al triunfo, 77 a 74.

Informe: Prensa Gimnasia

Artículo anteriorFin de semana de All Star NBA en Los Ángeles
Artículo siguientePeñarol se quedó con un gran clásico