Unión 79-59 Barrio Parque

Unión le ganó a Barrio Parque por 79 a 59 y de esta manera volvió a la victoria después de la caída ante Echagüe en la ruta. Por otro lado, el equipo de Lotterio sumó su segunda derrota fuera de casa.

En el ganador, Rodrigo Sánchez fue el goleador con 16 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias. Miguel Isola aportó 15 puntos y 4 rebotes, Santiago Ferreyra 14 puntos y 4 asistencias y James Cambronne 12 puntos y 18 rebotes.

En la visita se destacaron Agustín Jure con 12 puntos, Juan Kelly con 11 puntos, Nicolás Lauría con 9 puntos y 6 rebotes y Lenjo Kilo con 8 puntos y 5 rebotes.

La próxima fecha, Unión recibirá a Ameghino en el Ángel Malvicino, mientras que Barrio Parque chocará con Talleres en Córdoba.

Foto: Prensa Unión


Rivadavia 85-80 Rocamora

Luego de su gira por Entre Ríos, los esteños volvieron a ser locales y pisaron fuerte en su parquet. Enfrente estaba el difícil Rocamora, equipo con el que se había enfrentado hacía seis días y la victoria había sido Naranja en triple suplementario (115-109).

El elenco visitante, llegaba con tres derrotas consecutivas y dos bajas de peso (Deck y Jovanovich), pero a pesar de esto se las ingenió para poder complicar a la defensa local. Su principal arma fue el juego interno con Gary Johnson, más la colaboración de Gandoy. Rivadavia, por su parte, no le encontraba la vuelta al partido, sobre todo en lo defensivo y ambos equipos se iban al descanso en pardas (39-39).

En el complemento comenzó mejor Rivadavia con un parcial de 7-0, aunque rápidamente reaccionó el conjunto entrerriano, nuevamente utilizando a Johnson como fuente de gol ya que constantemente ganaba los duelos personales ante Welton y Trejo. Por la mínima, los Naranjas entraban al último cuarto (65-64).

Con una buena actuación de Jones, Mosconi y Trejo en la etapa final, Rivadavia parecía tener el juego controlado, llegando a sacar una máxima de 12. Sin embargo, Rocamora no dio nada por perdido y se puso a tres en el último minuto. Grenni tuvo el temple para cerrar el partido desde la línea de libres y decretar un nuevo triunfo mendocino.

El próximo juego Naranja será el lunes 19 de marzo, cuando los locales reciban a Villa Mitre desde las 21.30.

Informe: Prensa Rivadavia


Atenas 76-92 Estudiantes

Comenzó con un vibrante palo a palo. Atenas encontró una buena sociedad con Cutley y King en la pintura, además de contar con Agostino como alternativa en el perímetro. Mientras que atrás limitó a Santiago Arese, principal generador de juego bataraz, obligándolo a atacar el aro.

Pero no pudo ante un efectivo Gastón Essengue. Entre el goleo del camerunés y Joaquín Gamazo, Estudiantes pasó al frente. Se hizo fuerte en la pintura y ganó espacios.

Dos bombazos al hilo de Schoppler le dieron aire a la visita al regresar de los vestuarios (40-47). Y a partir de ahí creció. Con el perimetral y Essengue, liquidó a un Griego errático. Atenas apenas anotó 9 puntos en el tercer cuarto y lo sufrió: 61-47 abajo para encarar el cierre.

Al conjunto de Olavarría se le abrió más el aro en el final. Llegó a tener 25 de ventaja (80-55) producto de los 12 triples que metió. El reloj corrió y Estudiantes festejó 92-76.

Informe: Prensa Atenas


Oberá 77-70 Independiente

El partido tuvo un inicio parejo. Fabio marcaba el rumbo del OTC, metido en el juego, tomando y corrigiendo lanzamientos, además apoderándose del poste bajo, poder que tuvo durante el tiempo que le tocó estar en el rectángulo. En la visita, las conversiones desde el perímetro, fueron el mejor recurso, para mantener la paridad.

En el segundo cuarto Sergio Rupil y Mauricio Corzo, encabezaron los mejores pasajes que llevaron al equipo a establecer las diferencias que se negaban al principio. Una seguidilla de buenas decisiones permitió al local escaparse del rival que mantenía expectativas.

En el tercer cuarto, el nuevo foráneo del elenco de la tierra colorada, Lamar Roberson, sin mucho tiempo en la ciudad, mostró que puede conseguir puntos importantes. Tres conversiones de tres puntos representaron un gran aporte al equipo que mantenía el control y capitalizaba la ventaja. Por contrapartida, Independiente no encontraba la vuelta para descontar, pero tampoco se entregaba, ni permitía el quiebre.

En el último cuarto, Alejandro Spalla, cargó su equipo al hombro, para abrirle posibilidades. Willy Readus que ya había insinuado encontró espacios importantes para acompañar el descuento. El equipo de Montenegro empujó y se puso a cuatro. Sin embargo el OTC no perdió nunca la tranquilidad, no se desesperó, mantuvo el control y con un triple de Ludueña, diluyó las chances del rival.

El Celeste tuvo firmeza en el control y fue superior a Independiente, por eso celebró la victoria que le permite mantener intacto el objetivo de concluir entre los cuatros mejores la fase. Con varios días por delante, antes del próximo juego, intentará recuperar al lesionado Fernando Calvi y ensamblar a Roberson al equipo. El OTC vuelve a jugar el viernes 23, recibiendo a Deportivo Norte.

“Estamos muy contentos, hicimos el juego que hacía falta para la victoria. Tuvimos un buen dibujo táctico del entrenador y no perdimos el hilo. En lo personal le estoy encontrando la mano de a poco y me siento cada vez más cómodo con el equipo” expresó luego, la figura del juego, José Fabio.

Por su parte, el base visitante, Damián Palacios, reconoció que fueron superados. “Por ahí nos vamos de juego y nos cuesta volver. Cuando nos acercamos a cuatro, apareció el triple y se fueron nuestras ilusiones” señaló.

Informe: Prensa Oberá

Artículo anteriorViernes con clásico porteño en el Etchart
Artículo siguienteBerazategui se impuso ante Rocamora