La Unión 60-63 Platense

Platense sumó su sexta victoria de forma consecutiva esta noche, de visitante en Colón y por un ajustado 63-60 sobre La Unión de Colón. El triunfo mantiene al Calamar en la cima de la Conferencia Sur, ahora con un registro de 16 victorias en 18 juegos, su efectividad en Segunda Fase sigue siendo muy elevada y posee una importante ventaja sobre sus escoltas en la tabla.

Esta noche lo más importante de Platense pasó una vez más por Gastón Essengue, goleador con 21 puntos además de contabilizar 6 rebotes. Otro pilar importante en el triunfo bonaerense fue su otro foráneo, Cedric Blossom, con 10 puntos y 9 rebotes. El tridente destacado de la visita se completó con Pablo Bruna (11 tantos, 5 rebotes y 3 asistencias).

En La Unión, el dueño de casa tuvo a Franco Bazani como su máximo destacado tras despacharse con 18 unidades. Además, Mariano Gómez Etchechurre firmó una labor con 14 tantos y 7 rebotes. Franco Benítez (8 puntos y 11 rebotes) y el extranjero Trevon Young (7 tantos y 7 rebotes) fueron otros buenos aportes en los entrerrianos.

Informe: Prensa AdC  Foto: Prensa La Unión


Hindú 78-64 Unión

Aprovechando sus momentos favorables, Hindú Club logró una buena victoria de 78 a 64 sobre Unión de Santa Fé y de esta manera se tomó revancha de los santafesinos y continúa liderando la Conferencia Norte de la Liga Argentina de Básquet. Santiago Ferreyra, que tomó la base ante la lesión de Cequeira fue su máximo anotador con 23 mientras que en el Tatengue Matías Borsatti convirtió 12. Ahora Hindú tendrá unos días de descanso y luego visitará a San Isidro.

Comenzó mejor Hindú con un Ferreyra muy bien en la conducción y anotando puntos importantes, para que el local tome la ventaja inicial de 14-4 promediando el parcial. Unión le oponía mucha intensidad pero no podía resolver sus problemas para convertir en el cesto adversario por lo que el primer cuarto fue para el Bólido Verde.

En el segundo, luego de una jugada polémica resuelta por el sistema de imágenes que hizo cambiar la decisión de los árbitros, y después que los locales sacaran 11 de diferencia, Unión comenzó a descontar y el partido se hizo mas luchado que jugado con ambos equivocándose en sus ofensivas por lo que el cuarto terminó con Hindú 5 arriba.

En el tercer cuarto Unión logró descontar diferencias pero el partido siempre estuvo favorable a los del Tulo Rivero, y donde además el Kily Romero mostró toda su jerarquía para mantener y estirar diferencias. Cuarto para Hindú.

En el último capítulo las cosas no variaron demasiado. El Bólido Verde no bajó su intensidad, al contrario la aumentó y se escapó por 21 cerrando tempranamente el juego a su favor, ante un equipo santafesino que se vio superado pese a las respuestas que intentó imponer. Así Hindú se encaminó a una nueva victoria, totalmente inobjetable y ahora se prepara para otra gira cordobesa.

Informe: Prensa Hindú


Central de Ceres 97-77 Independiente

Central extendió su marcha contundente. Nuevamente ganó, y esta vez, de manera amplia e implacable. Derrotó claramente a Independiente 97-77 y con un andar sólido e intenso. Por pasajes, momentos de muy buen juego colectivo y otra vez, rozando la perfección.

Y aunque esto suene casi utópico en cualquier deporte de conjunto, los dirigidos por Lancellotti brillaron y dejaron sin posibilidades a un equipo que pareció muy menor, pero tiene componentes de calidad también.

El partido pareció resolverse en los primeros cinco minutos del segundo tiempo y aquellos diecisiete puntos con los cuales cerró los dos primeros segmentos, se estiraron rápidamente.

Porque Central no bajó la intensidad defensiva y encontró vías de gol cada vez que se lo propuso.
Los santiagueños comenzaron a sentir esa sensación de historia concluida y el desarrollo se fue desvirtuando en consecuencia.

Llegó la rotación y hubo tiempo para el resto de ambas plantillas. Sobresalió Matías Martínez con sus 29 anotaciones, pero detrás suyo, un trabajo impecable del resto.

Por ello, no extraño que la distancia se estirara por encima de las treinta unidades.
Volvió a ganar el «aurinegro», se trepó nuevamente a la cima de la Conferencia Norte y extendió su marcha victoriosa.

Informe: Prensa Central


Rivadavia 58-57 Rocamora

Los Naranjas volvieron a la victoria ante el conjunto entrerriano por un apretado 58 a 57. Matías Bernardini fue el jugador más destacado de la noche con 22 puntos. Olocco tuvo la última para dar vuelta el score, pero su lanzamiento no llegó a destino.

Tras un inicio complicado para ambos, Rivadavia encontró en Bernardini al jugador clave para romper la defensa visitante con sus penetraciones, logrando seis puntos para su equipo. En Rocamora, sólo 7 puntos en 10 puntos, gracias a un triple de Gago, un doble de Catalín y otro de De León (14-7).

Los entrerrianos salieron a presionar la salida de Rivadavia en el comienzo del segundo cuarto y le ensuciaron el traslado al equipo de Minelli, perdiendo algunas pelotas. La entrada de Feliciano Pérez Neto le dio gol a los Naranjas, pero Rocamora cerró el período con cinco puntos en diez segundos (un triple de Shaw y un doble de Gago), para irse al descanso arriba (27-29).

En el complemento, el trámite no cambió demasiado. Dos equipos muy erráticos y con malas decisiones a la hora de mover la bola. Los esteños pasaron al frente nuevamente con la mejor versión de Bernardini, anotando y sacándole faltas a los rivales (42-40).

El final estuvo para cualquiera. Por la cantidad de imprecisiones, el partido se volvió dramático y emocionante. Pérez Neto tuvo la chance de liquidar la historia a falta de 5´´ con dos lanzamientos libres, pero falló ambos. Tras ganar el rebote defensivo, Rocamora tuvo la última, estando abajo por un punto. La bola fue para Olocco, que buscó un triple, sin embargo estuvo muy bien marcado y la pelota no llegó al aro.

Triunfo Naranja (58-57) para volver a la tranquilidad, luego de una gira por el Sur sin éxitos. El próximo desafío de los dirigidos por Fernando Minelli será el próximo domingo ante uno de los candidatos: Estudiantes de Olavarría.

Informe: Prensa Rivadavia Foto: Iván Bermúdez


Ameghino 79-80 Oberá

Ameghino no tuvo un gran partido, pero si un excelente último cuarto. De todas formas, no pudo evitar caer por 79-80 en un juego para el infarto.

La intensidad de la visita, tanto en defensa como en ataque, sorprendió a Ameghino. La primera diferencia importante que sacó fue al ponerse 2 a 7, gracias a ofensivas cortas y tiros cercanos al aro.

El León consiguió algo de aire con dos triples, uno de Donovan Marshall y otro de Abel Aristimuño, pero lejos estuvo de poder hacer pie, tanto en su aro como en el del rival.

Promediando el parcial, Oberá había roto la barrera de los diez puntos de diferencia (8-19) aprovechando los muchos errores de Ameghino, que terminó con nueve pérdidas el cuarto, para cambiarlos por puntos de contragolpe.

Sobre el final, un triple de Estefano Simondi le permitió al conjunto villamariense terminar 17-24 abajo.

Poco cambió en el local durante el inicio del segundo cuarto. La defensa de Oberá le generó pérdidas al León y aprovechó prácticamente siempre, y a esto se le sumó un par de triples (Shoppler y Gornatti) para meter un 10 a 0 que llevó la diferencia a 13 puntos.

El cronómetro transcurría y Ameghino no encontraba cómo reaccionar, por lo que cada punto le costó mucho trabajo, más allá de que pudo quedarse con el parcial por dos punto.

Parte de la virtud de la visita pasó por la cantidad de recuperos (13 contra 1 de los dirigidos por Pablo Castro) que tuvo y las segundas oportunidades que consiguió al tomar rebotes ofensivos.

Un triple de Marshall logró dejar al León en juego antes de que suene la chicharra del descanso largo, al que Oberá se fue arriba por 36-42

Un parcial de 8 a 0 en los primeros tres minutos del tercer cuarto metieron los dirigidos por Alejandro Kuperman. Apareció Marshall para mantener al León en juego. El tanteador subió y bajó permanentemente, ya que cada vez que el local logró descontar un puñado de puntos, su rival respondió.

Un buen ingreso de Fermín Thygesen con 5 puntos (un triple), puso a Ameghino a seis con poco por jugar, pero un mal cierre lo terminaron dejando abajo por 10 (54-64) al sonar la chicharra.

Ameghino sacó a relucir toda su garra en el último chico a sabiendas de que se terminó el margen de error. Los lanzamientos comenzaron a entrar, la defensa de la visita comenzó a mostrar falencias y la confianza creció.

Así, apoyándose en el contragolpe como arma principal, el León metió un parcial de 12 a 2 en cuatro minutos que lo puso al frente nuevamente, algo que no lograba desde los primeros instantes del primer cuarto.

En ese momento, la visita erraba y se equivocaba todo lo que no lo había hecho en el juego, y Thygesen se adueñaba de las acciones conduciendo pero, fundamentalmente, convirtiendo con penetraciones.

Oberá despertó a tiempo para que su rival no se escapara y el partido fue pura paridad hasta el cierre: Triple de Gornatti, respuesta de Rupil. Triple de Martín, larguísima respuesta de Abel. Así el partido quedó 79-78 a veinte segundos del cierre.

Con cuatro segundo por jugar, Ramírez Acevedo metió los dos libres de una polémica falta y puso a su equipo arriba. La última pelota, con reposición del costado ofensivo quedó en manos de Ameghino, pero el lanzamiento de Gaynor dio en el aro y el rebote se escurrió entre muchas manos, por lo que la visita pudo sellar su victoria.

Fue un gran esfuerzo en el cierre del local, que terminó quedándose a las puertas de un triunfo con el 79-80. Ahora afrontará dos juegos como visitante el próximo fin de semana.

Informe: Prensa Ameghino


Barrio Parque 102-57 Sportivo América

Barrio Parque le ganó este lunes como local a Sportivo América de Rosario por 102 a 57, en una nueva fecha de la Liga Argentina.

Luciano Guerra con 24 puntos (con 5 triples) fue el goleador del local y del partido, mientras que Andrés Meinero con 20 tantos, fue el máximo anotador en el equipo de Rosario

Desde el comienzo el local se fue adueñando del juego, con un primer cuarto muy superior, en base a un trabajo colectivo sin fisuras, que lo llevaron a sacar una diferencia máxima de 13 puntos, para luego cerrarlo 25 a 13, donde Guerra, Kelly y Landoni fueron marcando el camino al gol.

En el segundo parcial la visita ajustó la defensa y de la mano de Meinero pudo equilibrar el parcial, pero no achicó la diferencia, llegando al descanso largo 42-29.

En el arranque del tercer período los dirigidos por Alejandro Lotterio volvieron a hacerse dueños de las ofensivas y con buen efectividad desde la zona externa, mostraron lo mejor del partido, sacando la máxima diferencia hasta ese momento de 31 puntos (73-42).

En el último cuarto Parque siguió manejando el juego a su manera, estiró la diferencia y el técnico pudo darles minutos a los juveniles que también se lucieron en la cancha.

Gran triunfo del elenco cordobés que le permite seguir entre los mejores de la conferencia y que el próximo miércoles hará nuevamente de local, recibiendo a Oberá Tenis Club.

Informe: Prensa Barrio Parque

Artículo anterior«Quiero un básquet donde no existan aprietes y barras»
Artículo siguiente¡Hacé lo que quieras, Luka!