Pablo Favarel, entrenador de Spartans Distrito Capital último campeón de la Superliga de Baloncesto de Venezuela 2020, habló en UCU Radio sobre su presente, la pretemporada y lo que se viene en esta nueva temporada en la competencia venezolana. Además, el DT rosario se refirió a la selección vinotinto, su relación con Fernando Duró, el Repechaje Olímpico y a la postergación de la Liga Sudamericana. Reviví la nota completa y las frases más destacadas:

«La situación sanitaria está parecida a la Argentina seguimos conviviendo con el virus, pero se puede seguir avanzando. Mi idea es regresar a fin de año al país para las fiestas». 

«Todo está encaminado a jugar la nueva edición de la Superliga en este formato de copa. Esta semana será el anuncio oficial. Hay muchas ganas de jugar. Estamos armando el equipo con responsabilidad, en Argentina tenemos una formación muy específica sobre lo que debe durar una pretemporada, por lo que ayer ya pudimos comenzar la preparación con el equipo. Tenemos a los dos extranjeros confirmados, pero van a llegar más cerca del inicio del campeonato».

«Lo de la Liga Sudamericana fue un palazo importante el que recibimos desde la organización. Habíamos armado la logística. La situación que reina ahora mismo es incertidumbre, lamentablemente FIBA Américas no confirma si un torneo se disputa o no, y lo vemos como algo normal«. 

«Participar de un torneo internacional con la Selección es muy importante. Pudimos jugar un repechaje contra Lituania, Eslovenia, equipos que son enormes. Pocas veces me tocó en mi carrera ver desde adentro un nivel de ejecución como el de Eslovenia. Peleamos con nuestras armas y con algunas bajas por el COVID. La experiencia por Estados Unidos fue buena. Estamos buscando jugadores fuera de Venezuela. Pudimos ver a algunos de los chicos, tomar medidas físicas y así poder armar una base de datos de sus condiciones migratorias, de cuánto miden y mucho más«. 

«Creo que, partiendo desde la base, somos parte de un sistema clasificatorio olímpico, a través de un repechaje, altamente desfavorable para el continente americano. Desde que se hacen los repechajes olímpicos, ningún equipo de América ha conseguido una plaza olímpica. Una cosa es pelear la plaza olímpica en tu continente, que tampoco significa que lo vamos a conseguir, y otra es ir a pelear un lugar con una súper potencia europea y en su lugar. Después está lo deportivo y para clasificar le teníamos que ganar a Lituania en Kaunas con su plantel completo, un país que nunca había faltado a una cita olímpica y el Eslovenia de Luka Doncic, además de ser el último campeón europeo. A pesar de todo, hicimos un papel digno y también sufrimos bajas más allá de si con ellos pudiéramos o no ganar. Nos fuimos conformes, pero uno siempre es competitivo y quiere ganar. Todos estamos en paz con el trabajo que hicimos en Lituania«. 

«Uno nunca quiere enfrentar a Argentina. Siempre queremos que Argentina gane. Empieza el proceso clasificatorio de ventanas y tenemos la experiencia del Mundial pasado con un ingrediente que no estaba antes que es el COVID, que significa la imposibilidad de tener la localía en algunos momentos y eso es algo que para nosotros es una desventaja. En cualquiera plaza del país, Venezuela es fuerte. El año pasado, terminamos con récord 6-0 en Venezuela enfrentando a países como Canadá, Brasil y República Dominicana. Ahora el contexto ha variado, no se sabe dónde jugamos y si será con público o no. Esperamos el ida y vuelta con Panamá y después con Argentina y saber si se juega en burbuja o no». 

«Con Fernando (Duró) estamos bien y no nos falta nada. La Federación nos provee lo que necesitamos. Lo financiero siempre está con sus altibajos, pero nada distante al despiole que toca vivir en Argentina. Ya llevó 4 años en Venezuela y lo más importante es que estamos bien y nos sentimos cómodos». 

«Me encantaría trabajar en Argentina, es el país en el que nací. En el corto plazo no veo mi regreso, porque ahora estoy en Spartans y me siento bien». 

Foto: Spartans / FIBA

Artículo anteriorJohn Collins, de los Atlanta Hawks ¿vuela?
Artículo siguienteLos Nuggets cayeron en su segunda presentación de pretemporada