Atlanta, con una segunda parte de Trae Young de altísimo nivel individual, venció a los Cavaliers 107-101 de visitante en el último partido del Play In del Este, consiguiendo así el octavo sembrado en los Playoffs que comenzarán este sábado.

Young anotó 16 puntos en el tercer cuarto para recuperar a los Hawks de un déficit de 10 puntos en el medio tiempo, agregando otros 16 en el último cuarto para acabar con el sueño de Cleveland.



La mala noticia del encuentro la dio el suizo Clint Capela, cuando el pivot hiperextendió su rodilla derecha al final de la primera mitad, tuvo que ser ayudado para irse a los vestuarios y no pudo regresar. De todas formas, informe post partido indica que lo del pivot no sería de extrema gravedad, algo que terminarán de corroborar con unos estudios este mismo sábado.

A los 38 finales del base hay que agregarles los 19 de Bogdan Bogdanovic en un Atlanta que jugará contra el No. 1 de la Conferencia, Miami Heat, en primera ronda. El primero partido es el domingo, con los de Florida de locales.

Artículo anteriorLa reclasificación una nueva aventura, una nueva etapa
Artículo siguienteEl 8° del Oeste son los New Orleans Pelicans