Foto: Prensa Gran Canaria

En el inicio de la actividad en los playoffs de la Eurocup, el Gran Canaria no tuvo mayores inconvenientes para vencer al Slask Wroclaw con un contundete 87 a 60.

Nicolás Brussino fue la máxima figura del encuentro, completando una planilla espectacular con 15 puntos (con 4/6 en Triples, 1/3 en dobles y 1/2 TL), además de 8 rebotes, 2 asistencias en 20 minutos en cancha, totalizando 18 de valoración, la más alta de su equipo. Andrew Albicy y A. J. Slaughter fueron los demás destacados, con 11 unidades cada uno.

Ahora, el Gran Canaria deberá enfrentar al Morabanc Andorra en los cuartos de final de la competencia.

Por otra parte, el Reyer Venezia no pudo hacerle frente al Metropolitans 92 y cayó en el primer cruce pro 87 a 66. En ese encuentro, el argentino Bruno Cerella estuvo 14 minutos en cancha, colaborando con 1 rebote y asistencia.

Artículo anteriorSin Deck, Real Madrid venció a Maccabi
Artículo siguienteLaginestra no continuará en Comunicaciones