Fabricio Salas, flamante entrenador de Punto Rojo en la liga oficial de Ecuador, habló en Latinoamérica Podcast (jueves a las 14hs. por UcU Web Radio), con Santiago Ortega, para contar todo sobre su presente y el del equipo en la competencia ecuatoriana. Reviví la nota con las mejores frases:

Adaptándonos a una cultura y un país nuevo. Tenemos ansiedad por empezar a jugar ya la Liga Ecuatoriana. Desde la salida de Riachuelo, se presentaron varias oportunidades pero mi intención era ir a una liga distinta”.

“Se abrió mucho el mercado para los argentinos. Hay una amplia variedad. La experiencia de estar en otro país, es muy buena. Con Pichincha, ya jugué Liga Sudamericana pero ahora seduce que se entregue un cupo Liga Sudamericana en esta Liga Ecuatoriana”.

“Los dirigentes de Punto Rojo quieren llegar a la final y ganar el campeonato de la Liga Ecuatoriana. Podemos estar entre los 4 mejores porque tenemos material pero aún estamos armando el equipo. Hay mucho por hacer en pos del profesionalismo”.

“Estamos en búsqueda de un asistente y un preparador físico para seguir mejorando el club. No vi muy confiable ir a Bolivia está vez. Acá en Ecuador está más organizado todo en cada liga. Pero deberían juntarse las fechas y clubes”.

«Hay proyección pero todavía queda mucho por hacer. En Ibarra, la gente acompaña mucho y acá es la capital del básquet. Así que estoy contento porque me han tratado muy bien y estoy a gusto. Ya quedó en el pasado lo de Riachuelo”.

“Aprendí muchísimo de la Liga Nacional. Los saltos que hizo Riachuelo fueron muy rápidos y grandes en tan poco tiempo. Con la Universidad de La Punta de San Luis, realizamos un diplomado online que recorre distintas temáticas del básquet”.

Artículo anteriorPancho Castellanos: «No es fácil el camino al Mundial pero tenemos esperanza»
Artículo siguiente«Argentina está un paso adelante en el trabajo de inferiores y sigue siendo cuna de jugadores»