Entrega 1 de 4

Ya definidos los 16 equipos que van a la Reclasificación, es momento de seguir de cerca lo que se viene en esta importante fase , que dará 8 boletos a los  Cuartos de Final.



En el Norte se definieron los dos últimos tickets que fueron tomados por dos grupos de jóvenes: Rivadavia de Mendoza y Estudiantes de Tucuman. Ya los clasificados a esta fase Ameghino y Salta quienes jugarán ante estos dos equipos  a una serie al primero que gane 2 juegos.

Las otras dos series de esta Conferencia la complementan: Independiente de Santiago del Estero ante Deportivo Norte, y Libertad de Sunchales estará enfrentando a Villa San Martin.

Rivadavia ha tenido unos últimos dos meses esperanzadores y la dirección del profesor Marcos Bocollini tomó un nuevo empuje. Alejandro Madera ha tomado la batuta desde la cancha y el acompañamiento de Franco Sampaulise y Abelt Trejo. Mucha polivalencia y juego compartido.

Salta Basket es un grupo que ante las lesiones y problemas ha sabido reinventarse. Jose Luis Pisani tuvo que empezar tarde la pre temporada pero a pesar de ello se metió en el Super 8 en noviembre , y ahora se clasifica con la ventaja de casa en esta ronda. Su pieza baluarte ha sido Agustin Carnovale quien llegó para ser el mariscal de campo de la tropa Salteña. Los Salteños ganaron los 4 compromisos entre ellos. Tres de ellos por menos de 7 puntos. Lo que hace pensar que será una serie bastante pareja.

Tucumán entró con el último ticket a esa ronda. Un grupo de jóvenes encabezados por Conrado e Ignacio Echevarria que con su juventud, han logrado redondear una temporada con muchos minutos. Matias Cueva y Jose Muruaga han sido otros claves para el coach Francisco Ruiz.

Ameghino es uno de los rivales más peligrosos de estos Playoff. Tuvieron un inicio de temporada difícil adicional a compartir división en la 1era ronda con Independiente de Oliva y Barrio Parque. Cerraron el año perdiendo 5 de 7 juegos, lo cual no parecía una buena señal, sumado a que iniciaron perdiendo los dos primeros, las cosas no se veían esperanzadoras. Pero fue allí el punto de inflexión , sin duda, para acoplarse como grupo y para que Pablo Castro y sus muchachos encendieran el acelerador. Ganando 7 en fila y luego cerrando la temporada con otras 7 victorias en fila, y ganando 10 de sus últimos 11. Una temporada bárbara para Juan Abeiro y Abel Arsitimuno. El surgimiento de una figura propia como lo es Emiliano Lezcano y la llegada de Yohanner Sifontes han hecho que sea uno de los equipos más fuertes de esta parte de la contienda.

La serie particular entre Estudiantes y Ameghino finalizó nivelada a 2 juegos por lado.

Nota: Roberto Dorta S. Twitter: @balonalaire

Artículo anteriorVíctor Fernández: «Creo que estamos en un buen momento y tuvimos un cambio muy grande»
Artículo siguienteAtlanta Hawks es el octavo pasajero del Este