(Foto: ACB Media)

Tras la histórica victoria del San Pablo Burgos sobre el Real Madrid que abrió la segunda fecha del grupo B, fue el turno para el Herbalife Gran Canaria de derrotar al MoraBanc Andorra para recuperarse de la caída sufrida en la primera jornada, mientras que el Valencia sigue a paso firme y la víctima, esta vez, fue el Zaragoza de Brussino, que no pudo ganar todavía.

Una victoria que da alivio para los de la isla

El inicio del torneo no había sido el esperado para los del Gran Canaria, que cayeron en su debut el jueves ante el Real Madrid. Finalmente este sábado llegó la revancha ante el más débil del grupo, el MoraBanc Andorra.

El elenco del griego Fotis Katsikaris nunca puso en riesgo su victoria, que llegó a tener una ventaja de 22 puntos en el marcador en el segundo cuarto. Pese a una pequeña remontada de sus rivales cerca del cierre del partido, finalmente terminó 104 a 88 a su favor.

El norteamericano Omar Cook fue el gran valuarte en la victoria del Gran Canaria y terminó el juego con un doble-doble de 21 puntos y 10 asistencias, sumados al buen aporte de Ioannis Bourousis, con 19 tantos. Por el lado de los andorranos, el más destacado fue Clevin Hannah, que sumó 14 unidades y 3 pases de gol.

Valencia y una contundente prueba de que es candidato

El conjunto local tomó las riendas en el inicio del juego, pero a base de un buen esfuerzo colectivo, el Zaragoza logró dar vuelta el marcador para irse al primer descanso chico cinco arriba (20-15). En el segundo parcial la tendencia se mantuvo y el elenco de Brussino se mostró más efectivo desde la línea de tres, lo que le sirvió para seguir estirando la ventaja y poner rumbo a los vestuarios arriba por 45 a 35.

La reacción no tardó en llegar para los locales, que en las primeras acciones del tercer cuarto llegaron a reducir la desventaja a cuatro. Con el correr de los minutos el nerviosismo se apoderó de los jugadores de Zaragoza y perdieron la efectividad que habían tenido en la primera mitad. El tercer cuarto fue un dolor de cabeza para los de Porfirio Fisac, que desaprovecharon la ventaja de diez y cerraron la tercera manga perdiendo por cinco, 59 a 54.

En el último cuarto, Zaragoza ajustó la defensa y la zona funcionó mejor que en todo el partido, lo que los ayudó a cerrar su aro y aprovechar las ofensivas propias para volver a empardar el juego en 67 a falta de poco menos de 5 minutos para el cierre. Sin embargo, en una ráfaga de contagolpes el local recuperó la ventaja con la que habían entrado al último parcial.

Esos últimos minutos mostraron el mejor costado de los locales, que estuvieron certeros en los tiros de tres y no tuvieron fisuras en el costado defensivo. En poco tiempo pasaron del empate a estar 14 arriba, 81 a 67, y eso sentenció el encuentro. Finalmente fue victoria para Valencia por 89 a 71 y alcanzó el segundo triunfo en igual cantidad de presentaciones.

Nicolás Brussino cerró el partido con 8 puntos, producto de 2/3 en dobles, 1/4 en triples y 1/2 en libres, 2 rebotes, 2 pérdidas, 1 robo y 3 faltas en 29:42 dentro del campo de juego. Mike Tobey fue el MVP en el local con un doble-doble de 17 tantos y 11 rebotes, mientras que Dýlan Ennis fue el más destacado en el conjunto perdedor.

Los partidos de mañana del grupo A:

  • 10:30h: Iberostar Tenerife (0-2) vs. Bilbao Basquet (0-2)
  • 13:30h: Joventut (1-1) vs. Unicaja Málaga (1-1)
  • 16:30h: Barcelona (2-0; Leandro Bolmaro) vs. Baskonia (2-0; Luca Vildoza)