A socios/as de APREBA y a la comunidad del básquet en general:

Por este medio queremos dejar constancia del comportamiento incoherente y dilatorio de las autoridades para poner en vigencia la Credencial Única de nuestra entidad.



Durante una reunión virtual llevada a cabo el 15/09/20, Fabián Borro -ya en ejercicio de la presidencia de la Confederación Argentina de Básquetbol- propuso que esa Credencial Única rigiera para los eventos de la Asociación de Clubes, cuyos dirigentes ya la habían aprobado, y también fuera utilizada con similar criterio en el ámbito de la CAB.

Bajo esa premisa elaboramos un acuerdo de diez (10) puntos que le enviamos a Gerardo Montenegro, el 21/09/20, para dejar aclarados los alcances, derechos y restricciones de esa Credencial Única.

En sucesivos encuentros y contactos telefónicos con los señores Borro, Montenegro y Sergio Guerrero, ya durante este año, se les insistió en la necesidad de resolver esta cuestión. Recibimos, además, la aprobación del representante legal de la CAB, doctor Tomás Dello Staffolo. Siempre nuestros objetivos fueron facilitar el trabajo periodístico y favorecer la difusión del deporte.

El 27/08/21, nuevamente por carta y con las firmas de presidente y secretario de la entidad, se les recordó a los dirigentes Borro y Montenegro el interés de APREBA por definir un tema que consideramos relevante y en el que hemos invertido tiempo, dinero y esfuerzo para recolección de datos, impresión de credenciales y distribución entre socios/as de todas las provincias.

A casi 15 meses de las primeras charlas para avanzar en la concreción de la Credencial Única, nos preocupa que las autoridades del básquetbol argentino demoren una sencilla respuesta a nuestra solicitud.

Daría la sensación, seguramente errónea, de que a los dirigentes no les importa colaborar con quienes comunican la actividad del básquetbol en todo el país.

Comisión Directiva



Artículo anteriorLa confianza fue la clave para Estudiantes (C)
Artículo siguienteEs oficial: Marc Gasol jugará en Girona